Tratamiento de las Hemorroides Internas con Escleroterapia

by Dr. Edward F. Group III, DC, ND

Toallas, Flores,  y una Vela

¿Qué es La Escleroterapia?

La escleroterapia, también conocida como terapia de inyección, es un procedimiento médico usado para tratar pequeñas hemorroides internas. La escleroterapia requiere la inyección de una sustancia que endurece la base de la hemorroide cortando su circulación. El proceso de “fijar la base” usa un esclerosante o un químico que irrita los tejidos aledaños. Hay muchos tipos de esclerosantes como son el fenol del aceite de almendra, y las soluciones salinas. Pero todos tienen el mismo efecto: causan una reacción inflamatoria de bajo impacto que forma cicatriz en las venas y en los tejidos mucosos, colapsa las paredes de las venas, y hace que la hemorroide interna se seque. La cicatriz, que es firme y gruesa, mantiene el tejido y las venas cercanas en su lugar para que no salgan al canal anal. La escleroterapia se realiza en un consultorio médico.

Ventajas de la Escleroterapia para las Hemorroides Internas

  • Fácil y Económica: La escleroterapia es fácil y económica de realizar, porque no requiere hospitalización. Tampoco se necesita una costosa anestesia.
  • Rápido Alivio de Hemorroides Internas: En general, el paciente no debe sentir síntomas a los siete-diez días después del procedimiento. Entonces, una hemorroide seca se caerá durante un movimiento intestinal normal. También los pacientes que se someten a una escleroterapia probablemente no desarrollarán otra hemorroide interna al menos durante doce meses.
  • Puede Realizarse en Adultos Mayores: La escleroterapia es una opción popular para los pacientes de la tercera edad que tienen hemorroides internas frágiles.
  • Puede Usarse en Múltiples Hemorroides Internas: A diferencia de otros procedimientos médicos, como la ligación con banda elástica, la escleroterapia puede aplicarse hasta en tres hemorroides internas por cada tratamiento de inyección.

Desventajas de la Escleroterapia para las Hemorroides Internas

  • No es tan Efectiva para Tratar las hemorroides internas Grandes: La escleroterapia muy probablemente fallará para tratar las hemorroides grandes y no debe usarse en estos casos.
  • No es una Cura para las Hemorroides Internas: La escleroterapia no es una cura para las hemorroides, y aunque la mayoría de los pacientes no tendrán otra hemorroide al menos por doce meses después del tratamiento, es posible que las hemorroides surjan de nuevo en cualquier momento.

¿Cómo se Realiza una Escleroterapia?

Su médico probablemente le recomendará que evacúe antes del tratamiento, porque tener un movimiento intestinal después de la terapia puede dispersar el esclerosante y reducir su efectividad. El canal anal será lubricado y se aplicará un anestésico local y un analgésico en la zona. Su doctor lo ayudará a acomodarse para este procedimiento, recostándose sobre su costado izquierdo con las rodillas hacia el pecho y los glúteos colocados a la orilla de la mesa. Un protoscopio de boca ancha será insertado en el canal anal para iluminar las hemorroides internas.

Su profesional de la salud inyectará el esclerosante en la base de las hemorroides internas, arriba de la línea dentada donde el dolor será mínimo o imperceptible. La línea dentada separa el epitelio columnar que es insensible, del epitelio escamoso sensible. Así es que si usted siente dolor cuando el doctor inserta la aguja, es posible que el sitio de la inyección sea incorrecto. La aguja se introducirá uno o dos centímetros, en un sitio paralelo al canal anal. Unos cuatro milímetros del esclerosante serán lentamente inyectados, dando tiempo a que se disperse en el tejido. Después de terminar la inyección, la aguja permanecerá en su sitio unos dos minutos para evitar que sangre o que el esclerosante se derrame. Luego se retirará lentamente para facilitar el sellado del pequeño orificio.

La Recuperación de la Escleroterapia

Es común tener un poco de dolor y molestia tras este procedimiento, lo que puede tratarse con analgésicos convencionales o herbales. Su doctor podrá recetarle un supositorio lubricante y un ablandador de heces para evitar que se esfuerce al defecar lo cual podría dispersar el esclerosante o agravar las hemorroides internas. Es probable que usted tenga sangrado rectal unos siete a diez días luego del procedimiento cuando se caiga la hemorroide interna. El sangrado debe ser mínimo y se detendrá por sí solo.

Riesgos de La Escleroterapia

Las complicaciones graves de la escleroterapia son escasas, y solo se dan un 0.02% de las veces. Suelen ser el resultado de una técnica inadecuada. Las complicaciones incluyen retención de orina, ardor y dolor en el ano, reacciones alérgicas al esclerosante, desprendimiento de revestimiento rectal, infección de la zona anal, incontinencia, infección de la próstata (en hombres), o la formación de un doloroso coágulo.

¿Quién Debe Hacerse una escleroterapia?

La escleroterapia solo debe aplicarse en hemorroides pequeñas de primer grado o que apenas estén pasando a segundo grado. Las hemorroides internas de segundo grado en la cual el prolapso es leve o apenas perceptible responden bien a este tratamiento. Sin embargo, las hemorroides internas crecen, entonces las posibilidades de éxito se reducen con la escleroterapia.

¿Quiénes no Deben Hacerse una Escleroterapia?

La escleroterapia no debe realizarse si usted tiene hemorroides internas de tercer grado porque el riesgo de desarrollar un prolapso agudo o un doloroso coágulo es muy elevado. Las hemorroides internas grandes no responden bien a este tratamiento.

La escleroterapia no debe usarse cuando hay otros padecimientos anales o rectales, como un colon irritable o colitis ulcerativa, porque este tratamiento puede causar sangrado severo o la formación de úlceras. Las fisuras anales y las fístulas también son contraindicaciones de la escleroterapia.


Comments are closed.

Estas declaraciones no han sido evaluadas por la Administración de Medicamentos y Alimentos (FDA, por sus siglas en inglés). La información y las declaraciones hechas son para propósitos de educación y no pretende sustituir el consejo de su médico profesional. Este sitio web contiene enlaces a sitios web operados por otras partes. Estos enlaces se proporcionan para su conveniencia y referencia solamente. No somos responsables por el contenido o productos de cualquier otro sitio.

© 2019 • Todos Los Derechos Reservados • Remedios para las Hemorroides